AUMENTO DEL ABSENTISMO ESCOLAR


EL MIEDO EN LAS FAMILIAS ANTE EL INCREMENTO DE CONTAGIOS CONDUCE A UN AUMENTO DEL ABSENTISMO ESCOLAR EN ARAGÓN. UNAS INSTRUCCIONES DEL 27 DE ENERO SON LA RESPUESTA DE LA CONSEJERÍA A DICHA SITUACIÓN.

Desde STEA venimos observando, gracias al testimonio de nuestra afiliación, un incremento del absentismo escolar vinculado al miedo de las familias ante el aumento de los contagios de COVID-19 tras las vacaciones de Navidad. El mismo comenzó en el inicio del segundo trimestre, motivado aparentemente por  las bajas temperaturas dentro de las aulas, cuando coincidió el auge de la nueva ola de la pandemia con el temporal de frio y la necesidad de mantener la ventilación para evitar contagios. Sin embargo, el absentismo se ha mantenido tras la elevación de la temperatura  y en algunas localidades ha ido a más.

Es un fenómeno que se ha incrementado sobre todo en el medio rural , con una estructura familiar extensa y  tradicional que permite que la red familiar se haga cargo de los menores con mayor facilidad. En localidades con fuerte trasmisión comunitaria muchas familias están optando por minimizar los riesgos de sus hijas e hijos, suspendiendo su asistencia a clase hasta que pase la actual ola de la pandemia, además de evitar el contagio de los pequeños consiguen con dicha medida que el virus no entre en casa y afecte a personas especialmente vulnerables, sobre todo a los abuelos.  Hemos observado estos comportamientos especialmente en localidades de la Comunidad de Calatayud y en el Bajo Aragón.

Las comisiones de absentismo tradicionalmente trabajan en una situación muy al límite por carencia de medios suficientes, habiéndose visto todavía más desbordadas en el momento presente. Las instrucciones de 27 de enero de la Dirección General de Planificación y Equidad relativas a la atención educativa no presencial a alumnado vulnerable al coronavirus o conviviente con familiares vulnerables,  desde STEA-i las entendemos como una respuesta al absentismo producido por el miedo a la COVID-19 en muchas familias. La consejería ha decidido dar su brazo a torcer ante dichas familias y “oficializar” dicha situación, con una enseñanza a distancia.

Las instrucciones recogen un muy amplio abanico de patologías sufridas por el alumnado para justificar su falta de asistencia y también considera como razón justificada la convivencia del alumnado con parientes vulnerables en su núcleo familiar.

Desde STEA-i entendemos razonable y fundado el miedo de un creciente número de familias, a la vez que lamentamos que la consejería de educación no articule medidas similares para el profesorado que reúne los mismos requisitos que el alumnado vulnerable,  o que convive con personas especialmente sensibles. Recordamos que el profesorado es el tercer colectivo laboral con más seropositividad, un 11%, sólo por detrás de sociosanitarios y sanitarios. En los centros de enseñanza se dan contagios, por mucho que los responsables políticos de la administración repitan, una y otra vez,  la letanía de que son seguros. Adjuntamos en archivo PDF las instrucciones de 27 de enero de 2021.

¡Compártelo!

Afíliate. ¡Vente para ser mejores!

Confederaciones

Calendario Co-educativo

Revistas Confederación Intersindical

Web Anterior

LOMLOE, Una ley a mejorar

Se parte ACTIVA del Sindicato.

Esta web utiliza cookies propias para su correcto funcionamiento. Al hacer clic en el botón Aceptar, acepta el uso de estas tecnologías y el procesamiento de tus datos para estos propósitos. Ver
Privacidad